Diario somalí. Nueva publicación de Gavrí Akhenazi.


He aquí un motivo de alegría por tantos de congoja como últimamente tenemos. Ya era hora de que nuestro compañero, entre col y col plantara una lechuga como ésta, verdísima, que crezca y pueda servir para que alguien se conciencie no sólo de la terrible situación de Somalia de la que tanto hemos oído hablar como algo lejano imposible de solucionar, sino también para que desconozcamos un poco menos a la gente que actúa con riesgo de su vida en ese infierno en que se ha convertido un territorio dejado de la mano de Dios, con escasísimo interés a nivel económico para el resto del mundo.

Estas postales luminosas, lo son pese al horror que detallan o precisamente porque lo alumbran y nadie puede permanecer indiferente al leerlas por el poder de conmoción que tienen, sin intención de cargar tintas y sin despegarse un ápice de la realidad vivida en primera persona por Gabriel, que salió vivo de allí de puro milagro, tras ser herido gravemente.

Alguien podría decir que él se lo buscó, y es cierto, él se lo buscó, pero ya sabemos que este hombre sólo se encuentra a sí mismo en este tipo de búsquedas por desesperanzadas que puedan parecernos.

A continuación, transcribo unas palabras del autor, que encontré en los Círculos de Google.


Al final me llevó un año poder publicar el Diario Somalí, con tantas cosas que me pasaron en medio. Pero este libro, se lo debía a los refugiados, a mis compañeros del comando que me bancaron en la empresa, a los cooperantes turcos que fundaron el puesto sanitario en medio de la nada, a Mathi y a Angélica Médicos sin Fronteras, que no tuvieron miedo de ir a curar al centro de la guerra, a Ahmed y también un poco a mí, que en contra de mi deseos, no morí en África, una vez más.

Gavrí Akhenazi.

Imagen


Sinopsis

Durante la gran hambruna del 2011 en Somalia, un grupo de voluntarios prestan servicio en un rudimentario puesto sanitario montado por una ONG turca, para recibir a los refugiados de Somalia Central. La novela relata los dos meses durante los cuales los cooperantes, los Médicos sin Fronteras y los voluntarios de defensa enfrentan en condiciones de extrema precariedad la guerra civil y el salvataje de los refugiados hasta que se produzca finalmente el traslado de los mismos al campamento IFO 3.


Editorial Lulu.
http://www.lulu.com/spotlight/gavriakhenazi


Mi enhorabuena, escritor.

Nautas

Googleros